Inicio / Yagé / Reportaje /

Otra experiencia

Angélica Peláez, de 27 años, también vivió experiencias con el yagé. En algún momento de su vida optó por intentarlo y aunque en varias ocasiones lo hizo no optó por continuar con este rito. “Yo tomé hace algunos años porque sentía la necesidad de buscar una salida espiritual a algunas cosas que estaba viviendo… y así fue, cuando estuve satisfecha no lo volví a hacer”.

En esas ocasiones Angélica dice que tuvo la confianza de hacerlo porque llegaron a Bucaramanga, su ciudad natal, unos taitas del Putumayo que orientaban y acompañaban el trance. “Ellos estaban siempre con uno, todo el proceso están pendientes y saben qué hacer, eso me inspiró la suficiente confianza para hacerlo”, dice la joven.

Angélica dice que estos rituales le ayudaron a encontrar cosas que no sabía que existían en su interior, lo que le permitió perdonar errores propios y ajenos y acercarse a quienes estaban siempre. “Hubo otra cosa que también fue especial y fue la posibilidad de acercarme a la naturaleza de tener una conexión real con el entorno… creo que me ayudó a ser mejor persona”.

imgenes de reportaje
Foto tomada de la página web www.noosfera7galaxia13.org

Sin embargo no tiene gratos recuerdos de las últimas sesiones a las que asistió. “Vi cosas muy especiales, como una señora que sufría de cáncer en el estómago y al cabo de algunas sesiones se recuperó… pero al final ya era distinto. La gente comenzó a ir como si fuera una rumba, fumaba marihuana y luego tomaba yagé de una manera olímpica, la plata dañó lo bonito que era y se volvió un negocio donde lo más importante se perdió”.

Una mirada experta

La antropóloga y socióloga María Elvira Molano quien ha trabajado con comunidades indígenas responde algunas inquietudes sobre la toma del yagé.

1. ¿Qué es el yagé y qué representa para las comunidades indígenas su toma?
La ayahuasca o yagé (banisteriopsis caapi) se utiliza entre las comunidades de la cuenca amazónica. Es una planta alucinógena sagrada que permite la comunicación espiritual con otras esferas del conocimiento y es un elemento esencial de comunicación para las prácticas médicas de algunos pueblos de la Amazonia Occidental. Es llamado "El bejuco del alma", del cual los chamanes hacen uso para tener visiones y conocimientos.

2. ¿Qué preparación requiere una persona que no es indígena para tomar yagé?
Las personas que van a tomar yagé requieren de una dieta especial durante los ocho días anteriores a la toma. No deben comer carnes pesadas, ni grasas, preferiblemente pescado. Comer solo frutas y verduras el día anterior. Tampoco deben tener relaciones sexuales durante esos mismos días.

3. ¿Cómo ve el actual boom sobre el consumo del yagé y cuáles son sus recomendaciones?
El actual boom de las tomas de yagé por parte de las personas de las ciudades me parece extremadamente peligroso e irresponsable, tanto ellas (las personas que toma) como por los indígenas que lo permite y comercializan. La planta del yagé es de uso ceremonial y debe injerirse con fines curativos y no de curiosidad. No es un alucinógeno que produce efectos como pueden ser los ácidos u otras sustancias químicas, es una planta sagrada perteneciente a un entorno y a unas culturas indígenas ancestral y por lo tanto en el caso de requerir una dosis, es preferible hacerlo en un contexto apropiado como es una "maloca" y con una persona de conocimiento, curaca o taita. No es un juego, ni un plan más de fin de semana. Es una práctica curativa y como tal debe respetarse.

 

   Reportajes en archivo



 

Predicciones año nuevo
Horóscopo chino
Numerología

De la navidad, recetas, villancicos
Oraciones
Para todos los días
A la Santísima Virgen
A San José
Aspiraciones
Al Niño Jesús
 
Lecturas
Día primero
Día segundo
Día tercero
Día quinto
Día sexto
Día séptimo
Día octavo
Día noveno

Villancicos

Los peces en el río
Mi burrito sabanero
Campana sobre campana
El tamborilero
Tutaina
A Belén, pastorcitos
A la Nanita Nana
Vamos pastores

Recetas para la navidad
 
» Pernil de cerdo marinado en cerveza
» Pavo de Navidad
» Costillas BBQ
» Otras salsas para acompañar las carnes
» Cole slaw
» Papas steak con salsa ranch
» Natilla
» Buñuelos