Según un estudio publicado en Archives of Dermatology, el deterioro de la piel puede ser causado por el consumo de cigarrillo. Tres dermatólogos de Case Western Reserve University presentaron los resultados de una investigación en la que señalaron que el tabaco es una grave causa del detrimento del cutis.

A partir del seguimiento a dos hermanas gemelas de 52 años, una fumadora y otra que jamás ha probado un cigarrillo, los investigadores han culpado al hábito de fumar como un factor casi tan influyente como el sol en el envejecimiento cutáneo.

En la investigación, las hermanas mostraron una clara diferencia en el deterioro que padece la piel de cada una. Según los científicos, "la clara diferencia entre la gemela uno y dos fue la amplia historia de consumo de tabaco en la primera". Los dermatólogos concordaron en que por estar genéticamente controladas y llevar vidas muy paralelas, el cigarrillo parece ser la única diferencia.

El estudio, presentado durante el evento de celebración del Día Nacional de Gemelos, que se celebra en Twinsburg (Ohio, Estados Unidos), sirvió para reforzar la tesis de que el tabaco puede llegar a hacer perjudicial para la piel. La gemela uno, que fuma 52,5 paquetes por año, presentó más envejecimiento prematuro que la gemela dos. Los científicos confían en que con estos resultados muchas personas dejen el cigarrillo.